Categoría: Poder

EL ESPIRITU SANTO: NUESTRO AYUDADOR y CONSOLADOR


En ocasiones los nuevos creyentes creen que sus vidas serán más fáciles después de ser salvos; pero eso no es lo que casi siempre sucede.

A veces, puede que enfrentemos más bien algunos problemas y desafíos. Y esto puede llegar a preguntarse dónde está Dios o por qué no responde nuestras oraciones. Si no sabemos qué hacer, puede que nos sintamos solos y abrumados. Pero si hemos recibido a Cristo como Señor y Salvador, nunca estamos solos, pues nos ha prometido un AYUDADOR : el Espíritu Santo.

Antes de ir a la cruz, Cristo les dijo a sus discípulos que enviaría a alguien que les ayudaría.

LA BIBLIA habla de la Trinidad, Dios Padre, Dios Hijo y Dios Espíritu Santo. Sin embargo, algunos creyentes no comprenden que Dios, en la persona de su Espíritu, ha venido a morar en ellos, o no le han dado el lugar que se merece.

No obstante, el problema no es el Señor, sino la falta de conocimiento en cuanto a la presencia y guía del Espíritu Santo en sus vidas. Se nos ha dado todo lo que necesitamos para vivir nuestro andar de fe. Solo debemos estar dispuestos a rendirnos ante Dios para hacer uso de los recursos del Espíritu Santo. Nuestro Ayudador divino siempre está dispuesto a socorrernos. En ningún momento, desde que recibimos a Cristo como Salvador, hemos estado solos ni desamparados; aunque nos sintamos así. Su Espíritu está siempre presente y obra de manera activa en nuestra vida.

CUAL ES LA OBRA DEL ESPÍRITU SANTO ?

  1. Nos convence de pecado. “Y cuando él venga, convencerá al mundo de pecado, de justicia y de juicio” (Jn 16.8). En primer lugar, nos hace reconocer que somos pecadores necesitados de salvación para que podamos arrepentirnos, depositar nuestra fe en Cristo y recibir su perdón. E incluso, después de ser salvos, nos hace reconocer cuando actuamos de manera incorrecta, al recordarnos que el pecado no debe ser parte de nuestra vida, pues ahora seguimos a Jesucristo.

2. Nos sella para salvación. “En él también vosotros, habiendo oído la palabra de verdad, el evangelio de vuestra salvación, y habiendo creído en él, fuisteis sellados con el Espíritu Santo de la promesa” (Ef 1.13). En esa época el sello era usado para autentificar, demostrar posesión y protección. El Espíritu Santo nos sella en Cristo como hijos de Dios, pues ahora vivimos bajo su divina protección. Es un sello que nadie puede romper, ni Dios, ni el diablo, ni nosotros mismos. Sin embargo, eso no significa que podemos pecar sin sufrir consecuencias. Dios nos muestra lo que está mal y también nos disciplina.

3. Mora en nosotros. “Y si el Espíritu de aquel que levantó de los muertos a Jesús mora en vosotros, el que levantó de los muertos a Cristo Jesús vivificará también vuestros cuerpos mortales por su Espíritu que mora en vosotros” (Ro 8.11). El Espíritu Santo es un regalo eterno que ha enviado a nuestra vida. Y vivimos bajo su dirección, mientras nos capacita para que hagamos lo que nos pide.

4. Nos enseña. “Mas el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosa” (Jn 14.26). Puesto que es Dios, su Espíritu es un maestro que supera a todos los demás. Nos guía al leer la Palabra de Dios y nos ayuda a interpretarla adecuadamente. La Biblia es un maravilloso regalo que Dios nos ha dado, y si somos fieles al leerla y le pedimos a su Espíritu que nos enseñe, nos ayudará a entenderla y sobretodo a ponerla en práctica.

5. Nos revela su verdad. “Y nosotros no hemos recibido el espíritu del mundo, sino el Espíritu que proviene de Dios, para que sepamos lo que Dios nos ha concedido” (1 Co 2.12). Se nos promete un conocimiento divino que va más allá de nosotros y del universo, y que solo puede ser hallado en la Palabra de Dios. Puede que no entendamos de manera inmediata lo que significa el pasaje que hemos leído, o cómo podremos aplicarlo; pero, si perseveramos en buscar y escudriñar la Palabra de Dios, el Espíritu nos ayudará a entender. No obstante, si dejamos de leer la Biblia, nos faltará la sabiduría que solo proviene de Dios.

6. Nos guía. “Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad” (Jn 16.13). Nuestro Ayudador divino es también quien nos guía. Nos ayuda a discernir lo verdadero y a tomar decisiones correctas. En vez de buscar los consejos de otras personas, lo primero que debemos hacer es pedirle al Espíritu Santo que nos dirija.

7. Produce fruto en nosotros. “Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza” (Ga 5.22, 23). A menudo, estas cualidades se producen en nosotros por medio de circunstancias que podrían hacernos responder de manera diferente. Por ejemplo, si nos resulta difícil amar a una persona, el Espíritu Santo puede cambiar nuestra actitud si se lo pedimos y si deseamos caminar en obediencia a Él.

8. Nos recuerda. “Mas el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosas, y os recordará todo lo que yo os he dicho” (Jn 14.26). Aunque los discípulos ya habían estado con Cristo y escuchado sus enseñanzas durante tres años, solo disponían de lo que recordaban después de que Él había partido. Para enseñar a otros acerca de Cristo necesitaban que el Espíritu Santo les ayudara a recordar. Incluso en nuestro tiempo, necesitamos que nos recuerde los pasajes bíblicos que necesitamos para cada situación. Si leemos la Biblia fielmente, Él nos ayudará a recordar lo que dice.

9. Nos faculta con dones espirituales. “Ahora bien, hay diversidad de dones, pero el Espíritu es el mismo” (1 Co 12.4). Su Espíritu nos da dones espirituales para que podamos servirnos los unos a los otros de la manera que Él desea.

10. Nos da poder. “Pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos” (He 1.8). Su poder nos permite completar la misión que nos ha dado y nos capacita en cada aspecto de la vida.

11. Nos llena. “Sed llenos del Espíritu” (Ef 5.18). Esta es una vida gobernada y guiada por el Espíritu Santo, pues su presencia mora en nosotros. Ningún creyente tiene una excusa legítima para no obedecer a Dios, pues su Espíritu nos ha capacitado para cumplir con su voluntad y mandamientos.

OREMOS: Gracias Padre celestial por habernos enviado al Espíritu Santo a morar en nosotros, a enseñarnos, a guiarnos, a fortalecernos, a darnos dirección, a revelarnos la Palabra de Dios, a revelarnos y a glorificar a Jesucristo, el Hijo de Dios, y a permanecer en nosotros todos los días de nuestras vidas. Enciende el fuego del Espíritu Santo en nosotros. Te lo pido en el nombre de Jesús. Amén.

FUENTE: Gracias Pastor CHARLES STANLEY por sus enseñanzas.

Comentarios

DIOS NO SE HA OLVIDADO DE NOSOTROS

¡Qué año 2020! Sin duda nunca lo olvidaremos. Ha pasado de todo. Empezamos en marzo con una pandemia, y terminamos noviembre, no con uno sino dos huracanes. Pérdidas extraordinarias y muchos desafíos. Recuerdo que a principio de año, con cuanta ilusión recibimos el 2020, hablamos de una nueva visión y una visión 20/20 etc. Yo sí creo que el 2020, es el año de la visión, porque Dios nos ha afinado la visión, y sigue aclarando la visión.
Dejamos de ver hacia afuera y para poder ver lo cercano y esencial.

●  Nos dimos cuenta que nuestra familia es lo más importante.

●  Nos dimos cuenta que si tenemos tiempo para estar en casa.

●  Nos dimos cuenta que no hay nada malo en no salir a comprar.

●  Nos dimos cuenta que todo puede cambiar de un momento a otro.

●  Nos dimos cuenta que Dios no está contenido en un edificio (aunque contamos

los días para volver al templo a adorar)

●  Nos dimos cuenta que somos frágiles.

●  Nos dimos cuenta que Dios es fiel.

En esta oportunidad quiero invitarle a meditar en un pasaje de la vida de Jesús. Y capturar de ese relato, lecciones para nuestra vida. Aún no ha terminado el 2020, y si aún hay que afinar la visión, estamos a tiempo. Vamos a la Palabra:

LUCAS 7: 11-17 » 11 Aconteció después, que él iba a la ciudad que se llama Naín, e iban con él muchos de sus discípulos, y una gran multitud. 12 Cuando llegó cerca de la puerta de la ciudad, he aquí que llevaban a enterrar a un difunto, hijo único de su madre, la cual era viuda; y había con ella mucha gente de la ciudad. 13 Y cuando el Señor la vio, se compadeció de ella, y le dijo: No llores. 14 Y acercándose, tocó el féretro; y los que lo llevaban se detuvieron. Y dijo: Joven, a ti te digo, levántate. 15 Entonces se incorporó el que había muerto, y comenzó a hablar. Y lo dio a su madre. 16 Y todos tuvieron miedo, y glorificaban a Dios, diciendo: Un gran profeta se ha levantado entre nosotros; y: Dios ha visitado a su pueblo. 17 Y se extendió la fama de él por toda Judea, y por toda la región de alrededor.» 

Este es un cuadro desgarrador. Una viuda, un hijo muerto, un cortejo fúnebre, mucha gente lamentando. Ya no hay nada que hacer. Todo está perdido.

Por favor, imaginemos por un momento a esta mujer mucho más joven, probablemente llena de ilusión cuando junto a su esposo planearon la vida, y soñaron una vida larga juntos, pero la vida que da vueltas y nos hace jugadas diferentes a lo planeado, le arrebata a su esposo, y según el relato, lo único que le ha quedado es su hijo. (Hijo único de su madre)

Por la descripción “llevaban a un difunto” parece que el muerto no era un niño, era más bien un joven que entraba a la flor de la vida, esperanza y alegría de su madre. Y a juzgar por la multitud que le acompañaba, esta mujer era una persona apreciada por la comunidad, y todos estaban dolidos de su pérdida en este momento, es posible que algunos recordaran como esta mujer, años atrás había ido por el mismo camino hacia la sepultura de su esposo. La ruta debió haber sido la misma, y la comunidad había sido impactada. Solo que en este segundo camino al panteón, hay una diferencia: J​esús estaba observando todo.

1. Jesús no es ajeno a nuestro dolor. ​(Vs. 11-12 1​ 1 Aconteció después, que él iba a la ciudad que se llama Naín, e iban con él muchos de sus discípulos, y una gran multitud. 12 Cuando llegó cerca de la puerta de la ciudad, he aquí que llevaban a enterrar a un difunto, hijo único de su madre, la cual era viuda; y había con ella mucha gente de la ciudad.)

Una constante en la vida de Jesús es que estaba en medio de la gente viviendo lo cotidiano. Encontró a un hombre con la mano seca, un ciego, diez leprosos, etc. No está distante de su pueblo, ni de sus necesidades. Él estaba caminando y se encontró con el desfile fúnebre. Está con la gente, está en medio de ellos, es parte de ellos.

          a. Experimentado en quebranto. J​esús mismo experimentó el quebranto, la angustia, la traición, el dolor, el cansancio, el hambre, etc. y como Él ha experimentado, él sabe cómo socorrernos.​ Hebreos 2:18 Él mismo padeció…

         b. Sabe del dolor de la pérdida. F​rente a la tumba de Lázaro, lloró al ver Jerusalén, lloró sabiendo que no podía obligarlos a amarle.

        c. No ignora el sufrimiento. ​Este año 2020, usted y yo hemos experimentado pérdidas. ¿Su hogar ha sufrido? ¿Ha sido afectado por las inundaciones? ¿Ha perdido sus bienes? ¿Ha perdido seres queridos y le han sido arrebatados? JESÚS NO IGNORA NUESTRO SUFRIMIENTO. Y muchos preguntan, si Él es amor, porque pasan cosas malas. Hay cosas que no tengo la respuesta, pero de algo estoy seguro, porque la Biblia lo dice:

            Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron. Apocalipsis 21:4. Dios mi querido amigo, no ignora nuestro sufrimiento.

2. Jesús sabe consolar. ​No hay mejor persona para consolar, como aquel que sabe consolar. Aquel que ha pasado la prueba y ha triunfado, y ese no es otro que nuestro amado Salvador Jesucristo. Dios por medio de su palabra nos trae promesas hermosas y maravillosas que son vida a nuestra vida, y traen consuelo, esperanza, alivio y paz a nuestra vida. ​porque el Cordero que está en medio del trono los pastoreará, y los guiará a fuentes de aguas de vida; y Dios enjugará toda lágrima de los ojos de ellos. Apocalipsis 7:17

            a. Se compadece de nuestro pesar. ​Jesús encuentra este triste cortejo. Por favor vaya conmigo y usando la imaginación, veamos desde una distancia cercana el encuentro.

                Jesús camina hacia la ciudad de Naín, van sus discípulos y otros seguidores, y llegan a la puerta de la  ciudad, la gente se agolpa, van lamentando, oiga las mujeres llorar, los jóvenes sollozan y las amigas de la viuda la acompañan abrazándola. Jesús ve todo este triste pasaje y se conmueve dentro de sí, y  sin mediar palabra se dirige al féretro, lo toca… todos se detienen…

            b. Ya no llores.​…al detenerse Jesús usa una frase común, digamos hasta trillada, pero saliendo de sus labios, es un torrente de bálsamo sanador; yo lo estoy viendo abrazar a la mujer que llora y me parece ver que Jesús tiene los ojos humedecidos de lágrimas, y le dice dulcemente: “No llores” Es que Jesús le dice que no llore, porque ya las lágrimas están por terminar, y en un instante todo se volverá gritería y alabanzas, es que Jesús cuando dice “no llores” es porque puede llenarnos de gozo, cambiar nuestra tristeza en canto, ¡nuestro lamento en baile!!

            c. Tiene autoridad sobre lo que se ha perdido y muerto. ​(Vs. 14-15) 1​ 4 Y dijo: Joven, a ti te digo, levántate. 15 Entonces se incorporó el que había muerto, y comenzó a hablar. Y lo dio a su madre.
Dios es capaz de dar vida a los huesos secos, es capaz de hacer manantiales en el desierto, que todo florezca a pesar del lodo. Que aquello que se perdió, vuelva pero mejor. El tiene poder, autoridad sobre la muerte, sobre el dolor, el tiene autoridad, y por eso nos da el poder para exclamar como el Salmista: Aunque afligido yo y necesitado, Jehová pensará en mí.

                Mi ayuda y mi libertador eres tú; Dios mío, no te tardes.

3. Jesús está disponible para usted y para mí. ​Dios no nos ha abandonado. Nos habrá olvidado el gobierno, o nunca le ha llegado la ayuda prometida, pero Dios es capaz de hacer si es necesario que los cuervos le alimenten, como lo hizo a Elías. Dios piensa en usted y en mí, somos su pueblo y él no nos dejará jamás.

             a. Nada es más poderoso que nuestro Dios. ​Mayor es el que está con nosotros que el que está en el mundo. Honduras está en las manos de Dios. Nos han sacudido fuerte la pandemia, dos huracanes, corrupción, robos descarados. Pero hay algo que nadie nos puede robar y es la fe en el hijo de Dios, que nos amó y que se entregó a sí mismo por amor a nosotros. Y nos ha demostrado su poder en nuestras vidas, haciendo milagros y prodigios, y por eso no podemos callar lo que hemos visto y oído.

             b. Su mano no se ha acortado. H​emos visto la provisión de Dios. Dios se sigue manifestando, Dios sigue sanando, Dios sigue restaurando.​ Isaías 59:1 He aquí que no se ha acortado la mano de Jehová para salvar, ni se ha agravado su oído para oír;

                 Por eso siga clamando, siga orando, siga pidiendo, siga buscando.

             c. Dios nos ha visitado. ​(Vs. 16)​ 16 Y todos tuvieron miedo, y glorificaban a Dios, diciendo: Un gran profeta se ha levantado entre nosotros; y: D​ios ha visitado a su pueblo.
                Yo creo firmemente que Dios nos ha visitado hoy más que nunca, ha tocado corazones, se activó la solidaridad, la compasión, usted ve gente ayudando, y trabajando duro unos con otros. Dios está con nosotros. Dios es nuestro Dios y no nos dejará.

Conclusión:​ Dios no se ha olvidado de nosotros. Dios sigue obrando a nuestro favor y así como a la viuda de Naín, no ignora nuestro dolor, sino que va a nuestro encuentro, e interviene si nosotros nos dejamos consolar y ser llenados de su gozo y esperanza. La viuda de Naín, pudo haberle dicho: ¿Cómo quieres que deje de llorar? ¿No ves que sufro? ¿No ves que lo he perdido todo? Al contrario, me gusta imaginar a la viuda de Naín abrazar a Jesús con tanta fuerza que no quería soltarlo, y se dejó consolar y amar por nuestro Señor. Dios no se ha olvidado de nosotros, y lo mejor, nunca lo hará.

FUENTE: Gracias Hermano DORIAN BANEGAS por sus enseñanzas.

Comentarios

Guerra Espiritual: La Victoria de Cristo en la Cruz, Nuestra Victoria

Hay cosas que nos pueden estar sucediendo y suceden, ya sea como resultado de la carne o por cuestiones espirituales, que proceden de los principados o potestades espirituales de maldad.

De ahï que tenemos que estar apercibidos de las estrategias del enemigo para poder salir victorioso, porque en cualquier guerra, la victoria depende de cuanto conozca a su enemigo y sus estrategias. No podemos ignorar las maquinaciones del diablo.

2 Corintios 2:11 " para que Satanás no gane ventaja alguna sobre nosotros; pues no ignoramos sus maquinaciones."

Maquinaciones son estrategias, planes, intenciones, e invenciones formadas para engañar a una persona. Por lo tanto, no ignoremos su maquinaciones.

Tú debes de saber que el diablo está derrotado, pero si tú le das lugar, él puede atacarte. Tiene poder, pero no autoridad y está buscando a alguien a quien Dios le ha dado autoridad.

Quiero que sepas que él es un ser inferior, que depende del consentimiento de la voluntad de una persona para poder hacer algo. El tampoco puede estar en todos lados, él no es Dios. Pero como es posible que ese ser inferior pueda tener poder sobre un cristiano que tiene un poder superior?. La razón de esto es por la ignorancia y en el area que es ignorante, el diablo crea una fortaleza.

En el Reino de Dios, tú no eres tan poderoso por lo que hablas como por lo que sabes. Toda guerra requiere del conocimiento del enemigo.

CUAL ES EL ESTATUS DEL ENEMIGO?

Primero satanas fué lanzado a la tierra:

Apocalipsis 12: 7-9 " Después hubo una gran batalla en el cielo: Miguel y sus ángeles luchaban contra el dragón; y luchaban el dragón y sus ángeles; pero no prevalecieron, ni se halló ya lugar para ellos en el cielo. Y fue lanzado fuera el gran dragón, la serpiente antigua, que se llama diablo y Satanás, el cual engaña al mundo entero; fue arrojado a la tierra, y sus ángeles fueron arrojados con él.

Satanas vino con poder y no con autoridad, porque su estatus era ilegal, un sujeto ilegal y que estaba en la Tierra antes que Adán. Se le aproximó a Adán, quien tenía la autoridad y el poder de Dios.

Cuando Adán peca, le entrega a satanas toda la autoridad que Dios le había dado a Adán y satanas cambia de estatus, ahora es un sujeto legal, antes era un sujeto sin derechos, despues de Adán es un sujeto con derechos.

PERO viene Jesús, quien viene con autoridad, echando fuera demonios y declarando:

JUan 12:31 "Ahora es el juicio de este mundo; ahora el príncipe de este mundo será echado fuera.

Jesús vino directo a manifestar el Reino de los Cielos. Y esto lo vemos demostrado en los siguientes versículos de la Palabra:

Lucas 4:31-35 " Descendió Jesús a Capernaum, ciudad de Galilea; y les enseñaba en los días de reposo. Y se admiraban de su doctrina, porque su palabra era con autoridad. Estaba en la sinagoga un hombre que tenía un espíritu de demonio inmundo, el cual exclamó a gran voz, diciendo: Déjanos; ¿qué tienes con nosotros, Jesús nazareno? ¿Has venido para destruirnos? Yo te conozco quién eres, el Santo de Dios. Y Jesús le reprendió, diciendo: Cállate, y sal de él.

Nadie tenía la autoridad para echar fuera demonios, porque nadie tenía la naturaleza divina, sino la de pecado.

Cuando Cristo viene con la naturaleza sin pecado, los demonios clamaban.Y la gente estaba en shock porque nunca habían visto que los demonios se manifestaran.

Cristo dijo: la liberacioón es el pan de los hijos. Por lo tanto, en la Iglesia, la explosión de demonios debe ser algo normal.

Cuando Jesucristo vino a la tierra sin pecado, El podía echarlos, porque no había nada en Él del enemigo y se admiraban de su doctrina porque su palabra era con autoridad.

No le dijo, "por favor". sino: ""Callate, sal fuera." Cállate, enmudece. Así que dile a la enfermedad: "Cállate".

Lucas 12: 35-36 "Entonces el demonio, derribándole en medio de ellos, salió de él, y no le hizo daño alguno. Y estaban todos maravillados, y hablaban unos a otros, diciendo: ¿Qué palabra es ésta, que con autoridad y poder manda a los espíritus inmundos, y salen?

Cuando Cristo vino a la Tierra tuvo que lidear con un diablo legal. Pero cuando murió y resucitó, le dió la autoridad a la Iglesia, y la Iglesía ahora lidea con un sujeto ilegal.

La expulsión de demonios prueba que el Reino de Dios ha venido y prueba que es una manifestación de dominio entre dos reinos. Cuando echamos fuera un demonio, echamos fuera entidades espirituales del mundo invisible.

CUAL ES EL ESTATUS DE SATANAS AHORA?

Después que Cristo vino, ese estatus cambió. Ahora es un sujeto sin derechos. Veamos porqué:

Colosenses 2:14 "  anulando el acta de los decretos que había contra nosotros, que nos era contraria, quitándola de en medio y clavándola en la cruz,"

Cristo primero lidea con la raiz y las armas que le dan derecho a satanas.

Hay un libro que es el acta de los decretos, donde está escrito cuando tu pecaste, que fué lo que hiciste, y todo lo que el enemigo tenía contra tí y contra mí.

Entonces Cristo no podía lidear con el diablo sin remover eso.

Y según esta Palabra de Colosenses, agarró esa acta de decretos, de la mentira, del odio, del homosexualismo, nuestros pecados e iniquidades, la idolatría, la rebelión, el pecado y los agarro y los clavó en la cruz del calvario.

Agarró lo que el diablo te acusaba y lo clavó en la cruz. Cristo lideó con eso de esa manera.

Pero lo que sustancia esa cruz, es la Sangre bendita de Jesucristo derramada en esa cruz hace 2,000 años. Porque sin esa Sangre no puede haber perdón de pecados. Esto remisión de pecados, que es poner fuera de existencia. Que significa esto?, que Jesucristo agarró tus pecados y los clavó y los puso fuera de existencia.

Cristo enforzó de esta manera la victoria sobre satanas. Y claro, cierto que cuando has venido a Cristo y lo has aceptado dentro de tu corazón, viene Él y te limpia de todo pecado y continuamente te limpia mediante su Palabra. Por esto es que debemos meditar en la Palabra Bendita de Dios, en la Biblia, para ser limpios cada día. Porque esa Palabra es la que continuamente te está limpiando de todo pecado.

Sí el enemigo viene y te acusa, declárale su pasado: "Ya fuiste vencido en la cruz, mi pecado está fuera de existencia", "tú eres un mentiroso, porque Cristo me prosperó en la cruz del calvario, se hizo pobre para enriquecerme". Sí el diablo te dice, "tu eres un debilucho", puedes decirle: "NO, porque todo lo puedo en Cristo que me fortalece".  

Cristo en la cruz, lideó con el pecado. Él cargó con nustros pecados.e

Colosenses 2:15 "y despojando a los principados y a las potestades, los exhibió públicamente, triunfando sobre ellos en la cruz.

He aquí la victoria: CRISTO despojó a los principados, y a las potestades publicamente en la cruz y esto es lo que te hizo libre, esto es lo que te cambió, eso es lo que te liberó, eso es lo que llevó la depresión, el dolor. El poder de la pobreza está roto, el poder de la maldición está roto, el poder del diablo roto está, la iniquidad fué rota en la cruz.

Y ahora Dios te dá esa victoria, porque esa es la victoria de Cristo y tú la enforzas en la tierra. Ahora podemos decir: "gracias por la victoria"'.

Hay un misterio en la cruz, el misterio de la derrota de satanas. Jesús dijo: diablo, tú tenías la maldición, ahora yo te la quito, la clavo, pago por ella y ahora voy por tí".

Y ésta es la derrota de satanas.

Lucas 11:21-22 "Cuando el hombre fuerte armado guarda su palacio, en paz está lo que posee. Pero cuando viene otro más fuerte que él y le vence, le quita todas sus armas en que confiaba, y reparte el botín."

Cristo en la cruz, le quitó las armas en que confiaba satanas, y no solo eso, sino que también reparte sus bienes como botīn. Y ahora, tú botín es la sanidad, tú botín es tu liberación, el botín es tú prosperidad.

Todo eso TÓMALO. El dinero que te había robado satanas, TÓMALO.

VERSÍCULOS QUE HABLAN DE LA DERROTA DE SATANAS

Mateo 28:18 "Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. 

Es decir, que despues de la muerte y resurrección de Jesús, Él recibió toda autoridad en el cielo y en la tierra. Y esa misma autoridad nos la dá a cada uno de nosotros los que hemos venido a Cristo. 

Hebreos 2: 14 " Así que, por cuanto los hijos participaron de carne y sangre, él también participó de lo mismo, para destruir por medio de la muerte al que tenía el imperio de la muerte, esto es, al diablo,

Cristo al vencer a satanas en la cruz del calvario, no solo nos perdonó nuestros pecados mediante su Sangre, sino que tambíen le quito a satanas el imperio de la muerte, por eso es que ahora nosotros tenemos la vida eterna en el cielo y no la muerte que es en el infierno.

1 Juan 3:8 "El que practica el pecado es del diablo; porque el diablo peca desde el principio. Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo. 

Jesús vino a deshacer las obras del diablo. Por eso es que Jesús en la cruz venció a satanas, clavó nuestros pecados, y en su resurrección vence al diablo y su reino, y ahora lo pone bajo la custodia de su Iglesía.

Mateo 18:18 " De cierto os digo que todo lo que atéis en la tierra, será atado en el cielo; y todo lo que desatéis en la tierra, será desatado en el cielo.

Estos versículos son claros, ejerce tu autoridad, porque todo lo que ates en la tierra será atado en los cielos. Por lo tanto el diablo es un sujeto ilegal porque Cristo lo despojó de su armas, está sin autoridad. Y ahora la autoridad de Cristo es nuestra.

Apocalipsis 12:11 "Y ellos le han vencido por medio de la sangre del Cordero y de la palabra del testimonio de ellos, y menospreciaron sus vidas hasta la muerte. 

Ellos, se refiere a nosotros, su Iglesia, tambien le hemos vencido por medio de la Sangre de Jesús y de nuestros testimonios de lo que Dios hace en nuestras vidas y lo compartimos con otros 

Por lo tanto, EL DIABLO ESTÁ VENCIDO, DESTRONADO, DESTRUIDO Y DESARMADO.

Despues de lo que Cristo hizo en la cruz del calvario, el diablo es un sujeto ilegal, que no tiene derechos. Lo que pasa es que los derechos de él, están conectados con su desobediencia.

Cuando una persona intercede, tiene que estar seguro que no le ha dado ningún derecho a satanas, porque lo que tú ores en contra, eso te puede venir.

Con todo lo que Cristo hizo, hay cristianos que los encuentras en el piso, porque están ignorantes de lo que Cristo hizo en la cruz del calvario. Por lo tanto, no deis lugar al diablo.

Sí tu estás conectado con Dios, debe saber con quien estás lideando y en nombre de quien estás peleando. Tú estás peleando contra un ser que es ilegal.

Romanos 16:20 "Y el Dios de paz aplastará en breve a Satanás bajo vuestros pies. La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con vosotros.

Según esta Palabra, ya Cristo lo venció y ahora está bajo nuestros pies. Solo que el diablo aun no ha sido enviado a prisión y todavia se encuentra en la tierra. Él tiene 3 poderes: tentar, perseguir y acusar. Y si te dejas, es porque voluntariamente le has dado consentimiento a él por tú desobediencia, tus pecado actuales y tú rebelión.

Sin embargo, recuerda quien eres: tú eres un hijo de Dios y Él te ha dado el derecho para usar su poder.

Lucas 10:19 "He aquí os doy potestad de hollar serpientes y escorpiones, y sobre toda fuerza del enemigo, y nada os dañará. "

Cuanto es nada?, pues nada. Nada te puede dañar.

COMO PODEMOS DEHACERNOS DEL DIABLO? 

1. Adorando a Dios. No podemos pedirle nada hasta que le adoremos.

2. Perdonemos nuestras ofensas. Tenemos que estar en buena relación con Dios. Señor, yo te pido que me perdones, mientras yo perdono a otros. De esta manera, los canales están abiertos para entrar en su presencia. 

3. Atravez del arrepentimiento. El arrepentimiento es lo que remueve todo derecho legal a ese sujeto, todo derecho, toda autorizaciós es removida.

No podemos seguir viviendo como estamos viviendo.

Hay un enemigo vencido, derrotado, desarmado y destronado. Pero no podemos enforzar esa victoria cuando hay falta de perdón, cuando hay odio, porque eso le dá derecho legal a satanas para atacarlo.

Limpiemos nuestras casas de cosas que no permiten accesar a Dios: idolos; musica mundana que habla de sexo, crimenes, drogas, etc; no mas busca lo que dicen los horóscopos y cualquier otra cosa que el Espiritu Santo le indique que tiene que deshacerse de su vida.

Su futuro no depende de un hombre, sino depende de Dios. Su futuro está en lo que Cristo ganó en la cruz del calvario.

Olvidese de los talismanes porque todo eso evita que tú prosperes.

Tenga cuidado, que satanas está buscando una pulgadita para entrar a tu vida. Tenemos que cerrar toda puerta.

ORACIÓN DE ARREPENTIMIENTO: Mi Padre y mi Dios, en este dia, vengo delante de tí como tu hijo, por tu Sangre bendita, confesando todo pecado, toda maldad, toda transgresión que haya cometido. Me arrepiento de todo pecado, de toda iniquidad que le haya dado derecho legal, que haya autorizado, que haya dado estatus al enemigo. Perdoname en mi casa, en mi vida personal, en mis hijos, en mi familia, perdóname, limpiame, santificame con tu bendita Sangre. Ahora mismo, yo recibo por la fé, la provisión de la cruz, soy limpio, soy santificado, lavado y tomo autoridad para hollar serpientes y escorpiones, subyugar al diablo y sus obras, porque el diablo está derrotado, destruido, destronado, desarmado y vencido. Declaro la victoria de Jesucristo en la cruz, por lo tanto, soy sano, soy liberado, y soy prosperado. Y porque Cristo venció a satanas en la cruz del calvario, ahora mismo se me ha dado autoridad sobre el diablo y sus demonios, los sujeto bajo mis pies, subyugo a satanas, subyugo la pobreza, subyugo la opresión, el pecado, la iniquidad. Subyugo toda enfermedad, todo desanimo, toda miseria, ahora mismo en el nombre de Jesús. Declaro que ahora soy libre y que asumo la autoridad que Cristo me otorgó y le ordeno al diablo que salga fuera de mi vida, fuera de mi cuerpo, fuera de mis finanzas, fuera de mis hijos. Te echo fuera de mente, fuera de mi casa, fuera de mi Iglesia, en el nombre de Jesús. Amén.

Comentarios

Autoridad Espiritual

Este es un mensaje para empoderar al pueblo de Dios, porque Dios nos está otorgando un nuevo manto, con un mayor nivel de autoridad.

Y sobretodo porque los tiempos que estamos viviendo son tiempos difíciles y no vamos a poder lidear con las situaciones que vienen sino tenemos un mayor nivel de autoridad y de oración. Con la autoridad que antes nos moviamos, ya no podemos. Por lo tanto necesitamos un nivel mayor de autoridad.

Entiéndase como AUTORIDAD, al derecho legal que Dios nos ha dado para ejercer poder. La autoridad sin el poder que la respalde significa nada.

Juan 1:12 "Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios;

Esta Palabra, manifiesta que cuando nacimos de nuevo, Jesús nos dió una medida de autoridad espiritual. No solo nos la dió, sino que tenemos una medidad de autoridad. Es decir que tiene el derecho, el privilegio, la autoridad para ejercer el poder de Dios.

Cuando hubo el conflicto original entre Korea del Norte y Estados Unidos, el Presidente Kim Jong-un le dijo a Mr Trump, "yo voy a apretar un boton y voy a destruir una ciudad de los USA". Y el Presidente de los Estados Unidos, le contestó: "mi boton es es más grande".

En el contexto espiritual significa que usted tiene autoridad en el ambito espiritual y que el boton suyo es más grande que el del diablo, porque usted tiene el poder de Dios. Por lo tanto, la autoridad es el poder para gobernar.

PROPÓSITOS DE LA AUTORIDAD ESPIRITUAL.

1. Es para enforzar la Ley y el orden.

La ley sin autoridad no significa nada. Dios ha dado leyes, la Palabra y la dió para enforzarla. Dios dijo "por mis llagas, tu has sido sanado". Y como sabemos por fé que Dios cumple sus promesas, entonces nosotros debemos enforzarla.

Tu eres el representante del Reino de Dios aquí en la tierra, por lo tanto, tu debes enforzar la Ley de Dios.

2. Dios nos ha dado autoridad para ejercer poder.

A que poder se refiere, al poder que produce milagros.

Recuerda que tu eres un hijo de Dios, y que Dios está en tí. De ahi, que si estás conciente de eso, no se deje intimidar cuando vea un cancer, o cuando vea a un demonio manifestarse, porque tu tienes el derecho legal para ejercer poder.

Dios te ha dado el poder y te ha dado la autoridad para que enforces la Ley de Dios. Sí en el cielo no hay pobreza, enforza la Ley y dí: "en esta casa habrá prosperidad". Porque usted como creyente tiene la autoridad, tiene el poder.

Si un demonio viene a tu casa y te dice, no me salgo. Tu le debes decir: en el nombre de Jesús, yo sé quien soy en Cristo Jesús y sé quien Dios es en mi, asi que: sal fuera en el nombre de Jesús.

No tenga miedo, no se intimide por las circunstancias, o por los problemas o por las perplejidades. El problema no es más grande que la autoridad que Dios le ha dado.

Dios te ha dado una autoridad que está por encima, mas allá y es sobrenatural.

Toma autoridad en el nombre de Jesús. La autoridad es dada y la autoridad se toma. Dios nos da la autoridad y cuando Dios te la dá, tómala.

Si estas cansado de ese mismo problema que no se ha ido, o la misma circunstancia, dile a satanas: Sal fuera, sal fuera de mis finanzas, sal fuera de mis negocios, sal fuera de mi hogar. Tú tienes la autoridad, no te dejes intimidar, porque entre más grande se hace la circunstancia, Dios se hace más grande.

Dios te trajo a este lugar para decirte: tú tienes el poder y la autoridad de Dios. Tienes autoridad para sanar enfermos, para echar fuera demonios, para predicar, para pofetizar, para resucitar muertos.

3. El propósito de la autoridad es para subyugar  y sojuzgar.

Lucas 10:19 " He aquí os doy potestad de hollar serpientes y escorpiones, y sobre toda fuerza del enemigo, y nada os dañará."

Aquí POTESTAD es poder y autoridad que ahora ya posees, para hollar serpientes y escorpiones. Serpientes y escorpiones se refiere a la pobreza, escacez, la depresión el miedo, el desanimo, la enfermedad y todo lo que viene del infierno.

Y tambien posees la habilidad de ejercer autoridad sobre toda fuerza del enemigo, y nada, nada, nada, escuchame bien, nada y en ninguna manera os dañará.

Que alguien te haya dicho que te hizo brujeria en tu casa, cual es el miedo?. Si la Biblia dice que nada te dañará, entonces duerme en paz porque nada, nada, nada te dañará.

Hollar es pisotear. Cristo dijo: "Yo les doy poder y autoridad para hollar. HOLLAR significa pisotear., asi que pisa la pobreza, pisa la depresión, subyuga. Dios te ha dado autoridad para subyugar.

4. Dios te dió poder y autoridad para dirigir el fluir del poder.

El diablo le encanta interrumpir el fluir del poder, porque eso a ti te saca del orden. Cuando no estás en orden, cuando no estás en sumisión, tú estás fuera de orden. Y por eso es que la bendición no te alcanza, porque no estas en el flujp del orden. Dí: he sido llamado para subyugar.

Sí alguien te pregunta si tienes autoridad espiritual, que le vas a decir?, SI TENGO.

Recuerda que tú tienes el derecho legal para ejercer poder, y cual es su propósito?: enforzar la Ley, enforzar la Palabra. Donde quiera que vayas enfórzala para redirigir el flujo de poder y aquí es importante estar bajo sumisión a la autoridad, porque sino está sometido, el flujo de poder va a otro lado.

CUALES SON LAS BASES PARA EJERCER PODER.

Antes de explicar cuales son esas bases, es importante manifestar que la AUTORIDAD ESPIRITUAL es esa autoridad espiritual que lidea con entidades espirituales.

Un ejemplo: si un Doctor revisa a una persona y determina que lo que tiene es cancer, que es un tumor, o un hueso doblado, que es artritis. El Dr. solo puede identificar algo con instrumentos, el no puede ir más allá, pero resulta que la causa no es natural, sino espiritual, que detras de esas circunstancias lo que hay es una persona sin cuerpo llamada demonio.

Detras de ese cancer el Dr. no tiene la habilidad de lidear con eso. Requiere de una autoridad mayor, y sabe a donde va a ir esa persona enferma?, va a ir a tí.

Por lo tanto, cuales son esas bases que como hijos de Dios nos permiten ejerer el poder:

1. Tu posición en Cristo.

Tu posición en el ámbito espiritual, es quien es Dios en tí, y tú en Dios. Tu posición no está basada en el conocimiento, ni la experiencia, sino en tu posición en Cristo.

Juan 1:12 "Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios;

Tu posición espiritual es de hijo, es de creyente, eres un sacerdote, eres un testigo, eres un ciudadano del Reino de los Cielos, eres un Embajador. Desde esa posición tu ejercitas el poder de Dios, no cualquier poder, es el poder de Dios.

Sí crees que no eres nadie, que no puedes, entonces la autoridad no es para tí. Pero si crees que eres un hijo de Dios, entonces la autoridad es para tí.

Eres el representante de la Ley. En lo espiritual eres un creyente, en lo natural eres una ama de casa, o un hombre de negocios, o un trabajador, o un profesional. Por eso es que tú debes establecer quien eres en Dios, antes de ejercer autoridad.

Uno de los principios de la autoridad, es que tu nunca entregas tu posición. Esposo toma tú posición como sacerdote, toma tú posición como hijo de Dios, provee, ora, da, ven a la Iglesia, toma tu posición, porque si no tomas tu posición, alguien más la va tomar.

Esta es mi posición, yo soy el Pastor de los Sábados y nunca voy a entregar mi posición, no me importa quien me critique, no me importa quien me acuse, no me importa quien me ataque, mi posición está firme, de aquí no me muevo, a menos que Dios me lo indique o se lo indique a mi Pastor General.

Tú tienes que saber que eres un hijo de Dios, que tú eres un sacerdote, que estas llamado a traer tu ofrenda, a adorar, a alabar, esa es tu posición, no es tu esposa quien solo debe orar, eres tú quien debe orar, toma tu posición.

No regales tú posición, pelea, pelea, toma autoridad

Esta es tu posición, tú autoridad es en Dios, tú eres un representante del Gobierno de Dios aquí en la Tierra, eres un representante de la autoridad en la Tierra, tú eres un Embajador, tú eres el representante del Dios Altísimo. Entonces si tú eres todo eso, tú vas a sacar ese demonio fuera., tú vas a orar por los enfermos y se van a sanar, quítale las finanzas al diablo, toma la autoridad.

Si alguien te dice, quien eres tu?, dile: Yo Soy un Hijo de Dios, tengo privilegios, tengo derechos y tengo autoridad.

2. Para tener la autoridad  del cielo, debes estar en sumisión.

Usted ha reprendido y nada pasó, usted ha orado por los enfermos y nada pasó. Entonces debes preguntarte y que pasó?. Debes preguntarte si estas en gobierno?.

Porque lo que lo califica para representar ese gobierno es que tú tienes que ser hijo bajo sumisión, Embajador bajo sumisión, testigo bajo sumisión. Hasta que no te hayas sometido a la autoridad, no estás en Gobierno. Potencialmente tienes autoridad, pero cuando lo ejercitas no pasa nada, porque el diablo reconoce la autoridad.

Y como reconozco que estoy en autoridad?

Mateo 11:12 " Desde los días de Juan el Bautista hasta ahora, el reino de los cielos sufre violencia, y los violentos lo arrebatan."

Aquí hay un pueblo que toma su posición y no la regala, es mas, son violentos y por lo tanto como dice la Palabra, los violentos la arrebatan como un premio valioso, y los que están en Gobierno lo arrebatan, y estos son los que viven bajo la autoridad.

Sométete y vas a tener autoridad.

Un hombre bajo autoridad es un hombre muy peligroso, porque el diablo sabe que está bajo autoridad. Tú estas cubierto, tienes la cobertura divina, estas escondido, estas protegido bajo la poderosa mano de Dios. Sino estas cubierto estas desnudo y estas expuesto.

Pero si estas bajo sumisión de tú jefe, de tú mentor, de tú pastor, de tús padres, de tú madre, el diablo te tiene terror. Porque cuando le digas: suelta mi mente, suelta mis hijos, vete de mi casa, el diablo te tiene miedo y tiene que huir.

Si estamos en Gobierno, todo lo que hagamos va a ser afectado, tu negocio, tu cuerpo, tus hijos. Sométete y verás como Dios te va a levantar.

Mateo 16:19 "Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos.

Esto es lo que saben, los que tienen autoridad, tienen el poder que los respalda. Tienen un boton bien grande, que cuando le dice al diablo: sal fuera, el diablo tiene que obedecer y dice: sí, sí. Porque el reconoce quien tiene autoridad.

Cuando vives en sumisión, entonces, tú puedes ejercitar autoridad. Entonces todo lo que ates, será atado, todo lo que prohibas, será prohibido. YO PROHIBO AL DIABLO QUE TOQUE A MIS HIJOS.

No tengas miedo, ata al diablo, ata al demonio, ata al cancer, ata la enfermedad, dile: VETE, VETE. Ejercita tu autoridad.

Santiago 4:7 "Someteos, pues, a Dios; resistid al diablo, y huirá de vosotros.

Primero sométete a la autoridad y después resiste. Sometéos a la autoridad de Dios, resistíd al diablo, paraos firmes contra él y él huirá de vosotros. Va a huir porque estás bajo influencia divina, bajo el control divino y bajo protección divina.

3. Conforme a tú propósito y tú llamado.

Es decir que estás de acuerdo a la asignación y al territorio que Dios te ha dado. Porque cuando Dios te dá un territorio, Dios te dá la autoridad para lidear con aquellos demonios.

Ademas de la autoridad espiritual debemos mencionar la autoridad moral que es el resultado o viene del caracter nuestro. Yo no tendría la autoridad moral de darte un consejo si hubíese tenido 4 divorcios.

Si yo no ofrendo, ni diezmo, no tengo la autoridad moral para decirte que diezmes y ofrendes. Pero como lo hago, tengo la autoridad moral para decírtelo.

Como le podemos decir a un pueblo que haga algo!.  Si nosotros no hicieramos eso, pero si lo estas haciendo, tu tienes la autoridad moral para reprender al diablo en tus finanzas, en tu negocio, y en tu familia.

AHORA ES TIEMPO DE ACTIVARTE EN LA AUTORIDAD ESPIRITUAL: "Padre mio, en este día, reconozco que hay áreas en mi vida, que no han sido sometidas en mi hogar, en mi familia, en mi trabajo. Y en este día, tomo la decisión de someterme a la autoridad, no cuestionaré la autoridad, no hablaré en contra de la autoridad. Soy activado en una nueva dimensión, soy activado en autoridad para ejercer autoridad, en el nombre de Jesús, para ejercitar autoridad, para sanar a los enfermos, para echar fuera demonios, resucitar muertos, atar y desatar. Soy un hijo de Dios, soy una hija de Dios. Te doy gracias, te doy la honra, te doy la alabanza, soy ejercitado para ejercer poder, en el nombre de Jesús.

Gracias Señor, porque tengo autoridad, para lidear con bestias, con demonios, con serpientes, con escorpiones, con la pobreza, con la miseria, con el abuso, con el dolor, tengo autoridad porque soy un hijo de Dios. Se me ha dado autoridad, y ahora mismo, la tomo, tomo la autoridad de Dios.

Había un problema que no podia vencerlo y tomo autoridad sobre ese problema, sobre esa circunstancia, sobre ese demonio, sobre esa depresión, sobre esa pobreza.

Soy un hijo de Dios, un representante del Reino de los Cielos en esta tierra, por lo tanto, tomo autoridad en el nombre de Jesús, y le ordeno a satanas que suelte mis hijos, suelta mis finanzas, vete de mi hogar, enfermedad vete de mi cuerpo, opresión vete de mi vida, miedo vete de mi vida, en el nombre de Jesús. Amén."

FUENTE: Gracias Pastor Guillermo Maldonado por sus enseñanzas.

 

Comentarios

Facebook
YouTube